El presidente de Corpomiranda, Luis Figueroa, denunció este miércoles que el gobernador saliente de la entidad, Henrique Capriles Randosnki, dejó a su predecesor, Héctor Rodríguez, un “cascarón” de gobernación, carente de una estructura que atendiera al pueblo.

“La gobernación tiene la denominación, tiene las atribuciones, pero teníamos una institución de gobierno regional que prácticamente no atendía a la gente y cuando vas hacia dentro te encuentras con pocos procesos administrativos consolidados, pocas estructuras organizadas, poca organización para atender al pueblo. Era una organización para atender la misma vocación de poder del grupo que estaba a la cabeza.”

Figueroa, durante una entrevista en el programa Encendidos, de VTV, aseguró que Miranda tenía un gobernador que no trabajaba, no coordinaba y no generaba soluciones.

“Héctor Rodríguez recibe una institución realmente golpeada; una institución sin procedimientos administrativos, sin personal profesional para atender el tema de construcción en las calles; una institución que se dedicaba a pagar salarios y hacer mucha propaganda; hoy en día tiene que reinventarse la gobernación.”

El Presidente de Corpomiranda, equipo que se sumará a la nueva gestión de gobierno regional, comentó que desde ya comenzó el proceso de reorganización de esta instancia de poder regional y “buscar que la gobernación se parezca a la gente, se parezca a lo que necesita la gente”.

Adelantó que en los próximos días el gobernador entrante anunciará la ruta de trabajo para atender las demandas sociales, seguridad, servicio, infraestructura y económico para cumplir con las expectativas de la población mirandina.